Escudo de la ciudad

Escudo de la ciudad
El escudo de Rosario fue diseñado por Eudosro Carrasco, autor junto a su hijo Gabriel, de los Anales" de la ciudad. La ordenanza municipal lleva fecha de 4 de mayo de 1862

PREVENCION DEL DENGUE

Páginas vistas en total

jueves, 3 de junio de 2010

UN ROSARINO DESTACADO: SERAFÍN ALVAREZ

por:Javier Etcheverry.


Este jurisconsulto español nació en Guadix el 23 de mayo de 1842. En esta misma población de la provincia de Granada (Andalucía) había nacido Pedro de Mendoza, el primer fundador de Buenos Aires. En la época romana esta población se llamaba Acci.
Serafín Álvarez era graduado en Filosofía y Letras por la Universidad de Granada y en Derecho por la Universidad de Madrid (1867). En su país natal luchó contra el absolutismo monárquico y terminó emigrando a la Argentina para no someterse como profesor a las prescripciones oficiales contrarias a sus principios. Tras la caída de Isabel II regresa a España, fundando escuelas en Baeza y Vélez-Málaga. Adhiere a la filial española de la I Internacional, de orientación bakuninista, y colabora en periódicos como El Condenado. Escribe asimismo el libro Credo de una Religión Nueva (Bases de un proyecto de reforma social), editado en Madrid hacia 1873. En el mismo sostiene el principio de la fraternidad humana como solución para los conflictos sociales. Se unió al movimiento cantonalista, de base federalista y socializante, y publicó el periódico El Cantón Murciano. Cuando dicho movimiento fue aplastado en 1874, volvió a la Argentina. Aquí se incorporó a la redacción de El Diario Español de Antonio Paula Aleu. Luego se desempeñó como director de Escuela en Concepción del Uruguay. En 1877 fue designado director del Colegio Nacional de Gualeguaychú y revalidó su título de abogado en Buenos Aires (1879). Ejerció esa profesión a partir de entonces y fundó con Rafael Calzada la Revista de los Tribunales. Se asoció luego con Juan Antonio Mantero (militar y político) y puso término a Notas sobre las instituciones libres de América, donde adopta sus primitivas ideas socialistas a las experiencias hechas en el país. Esta obra se publicó en 1886, con un largo subtítulo: Propaganda socialista contra el centralismo politico, a favor de las autonomías provinciales, libertad de prensa, educación...
Posteriormente ejerció como juez en Santa Fe (1887) y en Rosario (desde 1890). En 1892 es nombrado miembro de la Suprema Corte Provincial. Luego retorna a Rosario en calidad de juez de sentencias (1894-1904). Finalmente se retira. Sus cargos no le impidieron seguir escribiendo. En 1891 publica Crisis en la República Argentina, donde efectúa interesantes consideraciones sobre los problemas agrarios y económicos en general del país.
En 1893 funda el periódico El Rosario, desde donde critica las atribuciones absorbentes del poder ejecutivo, la intervención clerical en las escuelas y trata cuestiones de interés provincial. Entre sus ensayos figuran: El programa del socialismo en la República Argentina (1895), Teoría moral del socialismo (1896) y Programa de un curso complementario de moral privada para uso de educadores.
Serafín Alvarez murió en Rosario el 3 de noviembre de 1925. Sus familiares reunieron algunos de sus trabajos dispersos en el volumen Cuestiones sociológicas (Rosario, 1916). Los doctores Clemente y Juan Álvarez fueron sus hijos.